Lo que casi nadie sabe de los profesores

Posted on

Estilo directo

image

Una de las paradojas del oficio de profesor es que todo el mundo cree conocerlo y muy pocos, fuera de quienes lo ejercemos, saben en qué consiste en realidad. Se nos envidia por nuestras vacaciones (innegables), por las pocas horas que trabajamos (en el centro; nadie sabe, ni le importa, ni se lo cree, qué hace un profesor antes y después de la clase), por lo que se supone que es un trabajo fácil y sin estrés.

Otra corriente de opinión, en cambio, insiste últimamente en tenernos mucha lástima por lo difícil que resulta lidiar con la juventud actual. Me encuentro con muchos antiguos alumnos que se escandalizan al ver lo descarriados que andan hoy en día los adolescentes, y los comparan con ellos mismos cuando tenían su edad: “En mi época, a santo de qué íbamos a…” ¡Ay, pardalines, si yo os contara lo que vosotros, hoy honradísimos padres…

Ver la entrada original 262 palabras más

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s